Numero de visitas

Videos sobre el universo

Loading...

viernes, 12 de agosto de 2016

¿Cuántos tipos de enchufe hay el mundo y en qué se diferencian?

Si alguna vez hay viajado a otro país, habrás pasado por la frustración de no poder conectar tus aparatos, porque el enchufe es completamente diferente a aquel al que estás acostumbrado.
¿Quizás conozcas dos, tres, cuatro tipos diferentes?
Pues son al menos catorcedesignados por letras que van de la A a la N.
Esto puede darles una idea de lo complicado que es el asunto de la estandarización de la tecnología asociada a la electricidad.

¿Por qué tantos?

Es la siguiente pregunta lógica. Y también una de las pesadillas de la IEC, una institución fundada en 1906 para proveer una plataforma común en la que investigadores e inventores pudieran desarrollar nuevas tecnologías, y que ha estado intentado estandarizar los enchufes y tomacorrientes por décadas.
"Cuando comenzamos en 1906, nos enfocamos en las grandes cosas, como la generación de energía, la terminología, etc. Eran los grandes problemas de una tecnología que todavía era muy joven", dice Ehrlich.
"La gente casi no viajaba, y los aparatos eléctricos mucho menos. La gente se conectaba a la electricidad con unos tornillos a los postes de alumbrado público. Con la popularización de la electricidad, cada país fue ideando su propia solución, poco a poco".
Cuando en los años 70, los avances en materia de transporte de mercancías hicieron del comercio internacional de productos una propuesta atractiva, el desorden ya era muy difícil de arreglar.
"Algunos países pusieron mucho énfasis en proteger sus mercados", explica Ehrlich, quien señala que el primer gran enchufe estándar, creado a finales de los años 60, apenas fue adoptado por dos países: Brasil y Sudáfrica.

Guía básica

Así las cosas, esta es nuestra guía básica de los tipos de enchufe que se usan en el mundo, sobre la base de la información listada por la IEC (Esta la lista de países no es exhaustiva. Haz clic aquí para encontrarlos todos)

Tipos de enchufeImage copyrightFOTOS IEC - MONTAJE BBC

El enchufe del futuro

¿Marca alguna diferencia el tipo de enchufe en términos de eficiencia o seguridad?
Gabriela Ehrlich nos dice que no mucha.
Algunos pueden ofrecer algo más de seguridad, y algunos pueden resultarser una solución relativamente más eficiente en términos de costos. Pero en términos generales, el resultado es el mismo.
Ahora bien, habrás notado que en la esquina inferior derecha hemos colocado un cable USB junto a la pregunta "¿el enchufe del futuro?".
Y es que, de acuerdo con Ehrlich, podría existir un mundo con un enchufe unificado.
"La siguiente gran oportunidad cuando haya corriente directa (DC, por sus siglas en inglés, y diferente a la corriente alterna que se adoptó universalmente a finales del siglo XIX) en todo el mundo".
Y eso significa la adopción de cables y tomacorrientes al estilo de los USB que ya usamos con frecuencia con nuestros aparatos de computación en centros de datos y hogares.

viernes, 10 de mayo de 2013

La física es la ciencia mas próxima a la naturaleza de las matemáticas


¿Podría decirse que en las matemáticas está la respuesta a todo? En mi opinión, la respuesta a la pregunta es no. En el ámbito de las ciencias físicas biológicas o sociales, y a su vez en ingeniería, las matemáticas proporcionan herramientas que permiten expresar con rigor los resultados de estas ciencias y, por tanto, entender mejor la naturaleza. En cualquier caso, son necesarios los métodos propios de cada una de las ciencias para que el conocimiento en ellas pueda avanzar. 

Si usamos el símil de una ciencia experimental, el proceso se podría explicar así: en base a resultados experimentales o a una reflexión sobre conocimientos previos se formula un modelo matemático para explicar cierto fenómeno. Este modelo necesita validarse con posterior experimentación. En tanto que el modelo es dado por válido, la pura deducción matemática aporta nuevas verdades sobre el fenómeno que se estudia. 

Sin embargo, el desarrollo de las matemáticas no se circunscribe a este diálogo con otras ciencias. Las matemáticas tienen la entidad de ciencia independiente, con sus propios métodos preguntas y desarrollo natural. Si bien en muchas ocasiones este desarrollo ha venido motivado por las necesidades de otras ciencias, como es el caso de la teoría de juegos, en muchas otras ocasiones los desarrollos matemáticos se han adelantado siglos a sus aplicaciones prácticas. Por ejemplo, Einstein se encontró con un cuerpo de conocimientos de Geometría Diferencial suficiente para poder formular la Teoría de la Relatividad. Si estas matemáticas no hubieran sido ya bien entendidas por los científicos de la época habría sido muy difícil que este descubrimiento se hubiera realizado. 

A lo largo del siglo XX el diálogo entre las matemáticas y la física ha sido cada vez más profundo y fecundo. En 1960, el físico Eugene Wigner publicó un artículo titulado The Unreasonable Effectiveness of Mathematics in The Natural Sciences, en el que observaba que la estructura matemática de una teoría física revelaba más sobre los posibles avances futuros que las evidencias empíricas, y argumentaba que esto reflejaba una relación profunda entre matemáticas y física. 

Por ejemplo, en el intento de crear una teoría que explique unificadamente la gravitación y todas las interacciones entre partículas, los físicos han hecho sorprendentes predicciones matemáticas totalmente teóricas. A su vez, los matemáticos han conseguido confirmar estas predicciones y desarrollar nuevas teorías que sirven a los físicos teóricos de posibles marcos para formular sus ideas. 

Posiblemente la física es la ciencia mas próxima a la naturaleza de las matemáticas y, por ello, ha sido la primera en la cual el diálogo con las matemáticas ha alcanzado una profundidad y belleza sorprendentes. No obstante, a medida que avanzan las matemáticas, sus aplicaciones en las otras ciencias ganan en profundidad, y este diálogo puede empezar a vislumbrarse. Por ejemplo: hay cada vez más matemáticos interesados en las relaciones con la biología. 

JAVIER FERNÁNDEZ DE BOBADILLA | Investigador del ICMAT (Instituto de Ciencias Matemáticas) | Publico.es

miércoles, 16 de enero de 2013

Cometa ISON


Astrónomos y observadores de todo el mundo permanecen atentos a la órbita del cometa ISON, descubierto en septiembre del pasado año por científicos rusos, y que va en camino de convertirse en uno de los más espectaculares de la historia. El próximo noviembre, cuando la roca se aproxime al Sol, algunas predicciones apuntan que podría ser superar en brillo a la Luna y ser visto a la luz del día. Si esto es así, no hay duda de que ISON se convertirá en una sensación mundial. Sin embargo, como ocurre con muchas personas, uno no puede fiarse de los cometas que acaba de conocer. Pueden ser impredecibles y defraudarnos con una trayectoria inesperada. Si el cometa acaba desintegrado en su acercamiento al Sol, se acabó el espectáculo.

ISON (C/2012 S1) fue descubierto el 21 de septiembre por los astrónomos rusos Vitali Nevski y Novichonok Artyom a través de imágenes tomadas con un telescopio reflector de 40 centímetros. Otros observadores del cielo no tardaron en ponerlo en su punto de mira y el Centro de Planetas Menores de la Unión Astronómica Internacional en Cambridge (Massachusetts, EE.UU.) confirmó el hallazgo.
Los investigadores rusos calcularon una órbita casi parabólica que dirige al cometa hacia el Sol. Esta órbita también sugiere que es un recién llegado de la nube de Oort, el cinturón de objetos helados rodea el Sistema Solar. En la actualidad, ISON se encuentra todavía lejos, cerca de la órbita de Júpiter, en la constelación de Géminis, moviéndose entre las cabezas de los gemelos Castor y Pollux, según explica John Chumack a Spaceweather.com desde un observatorio privado en Yellow Springs, en Ohio. «Todavía es muy débil, cerca de una magnitud 16, pero no se deje engañar. Podría convertirse en uno de los mejores cometas en muchos años», admite.

Visible de día

Efectivamente, el 28 de noviembre el cometa se acercará a solo 1,2 millones de kilómetros de la superficie del Sol, a aproximadamente 425.000 kilómetros por hora. Entonces pueden ocurrir dos cosas: que el cometa acabe desintegrado como muchos otros, lo cual supondrá una enorme desilusión, o que sobreviva y nos proporcione uno de los espectáculos celestes más increíbles que jamás hayamos contemplado. En ese caso, de la bola de hielo y rocas brotará una magnífica cola que la convertiría en uno de los cometas más espectaculares jamás vistos.
Las previsiones dicen que podría ser tan brillante como Marte y los más optimistas apuntan que podría superar varias veces a la Luna. Eso significa que incluso aparecería en el cielo junto al Sol durante el día. Algo impresionante. Las observaciones serían mejores desde el hemisferio norte. Por las fechas en las que puede aparecer, es inevitable acordarse de la estrella de Belén. Pero todavía es pronto para asegurarlo. Durante el verano, los astrónomos ya estarán seguros de si ISON es un visitante tan prometedor como parece.

lunes, 22 de octubre de 2012

¿Por que se producen las estaciones del año?


En el colegio nos dicen que lo que provoca las estaciones es el giro de la Tierra alrededor del Sol. Sabiendo esto, y a pesar de que en el libro de texto viene bien explicado, la mayoría de nosotros se acaba quedando con el concepto de que la órbita de la Tierra alrededor del Sol es irregular, y que el invierno se produce cuando la Tierra queda más lejos del Sol en su giro, y viceversa sucedería con el verano. Nada más lejos de la realidad, ya que la distancia de la Tierra al Sol es bastante parecida en Diciembre y en Junio, y mayor en ambos casos que en Septiembre o en Marzo. Así pues, si las estaciones dependen del giro de la Tierra en torno al Sol, pero no es la distancia a este lo que marca las estaciones… ¿Cómo sucede todo?estaciones
Todo empieza en la órbita de la Tierra. Como ya sabéis, la Tierra gira alrededor del Sol con un período anual. En realidad, la tierra tarda algo más de un año en dar una vuelta al Sol. Seis horas más, para ser exactos. Y como no queremos que los meses se nos vayan desplazando seis horas cada año, lo que hacemos es que cada cuatro años se juntan todas las horas acumuladas esos años y se pone un día más en el calendario. Ese año tendrá 366 días y es lo que llamamos “año bisiesto”, pero vaya, no es de lo que quería hablar esta vez, que yo me enrollo y me enrollo… El caso es que el eje de rotación de la Tierra no está recto, sino inclinado. ¿Inclinado respecto a qué?, diréis. Bueno, está inclinado respecto a la eclíptica. La eclíptica es el plano en que la Tierra gira alrededor del Sol. Si dibujáramos la circunferencia que la Tierra hace en su giro, y la rellenáramos formando un círculo plano, eso sería la eclíptica.
650px-Ecliptica_diagramaConsideramos, por decirlo de alguna manera, que la eclíptica es el “suelo”, y es horizontal y recto. Para que la Tierra girara siempre en la misma posición, la Eclíptica debería cortar a la Tierra en dos mitades, exactamente en el Ecuador. Para que no hubiera estaciones, el plano de la eclíptica debería coincidir con el plano del ecuador, como se muestra en el dibujo:image28Y sin embargo mirad  que, en realidad, el plano del Ecuador resulta estar inclinado casi 24º respecto al plano de la Eclíptica
images1Y entonces… ¿Qué sucede si la Tierra gira “torcida” alrededor del Sol? Pues que casi siempre hay alguna zona que se queda incinada hacia el Sol y otra que se queda inclinada hacia el lado contrario, y evidentemente los rayos del Sol llegan más perpendicularmente a las zonas que se queden encaradas a él en cada momento. Y como la Tierra está torcida, unas veces es el Hemisferio Norte el que se queda más encarado al Sol, y otras es el Hemisferio Sur.
350px-Estaciones
 Así pues, el 21 de Diciembre, los rayos del Sol llegan perpendicularmente al Hemisferio Sur, con su máximo de oblicuidad respecto al Hemisferio Norte. Es el día más largo del año en el primero, y el más corto en el segundo. El día 21 de Junio sucede justamente al contrario, y el Hemisferio Norte disfruta del día más largo del año. Este fenómeno es lo que llamamos “solsticio” de invierno y de verano, y es donde comienzan estas estaciones. El 22 de Septiembre y el 20 de Marzo, el plano de la Eclíptica y del Ecuador se cortan, y el día es igual que la noche en ambos hemisferios, ya que los rayos del Sol llegan de la misma manera al Hemisferio Norte que al Sur. Es lo que llamamos “equinoccio” de otoño y de primavera, es lo que marca el inicio de ambas estaciones. Cuando en un Hemisferio se produce el solsticio de invierno, en el otro Hemisferio se produce el de verano, y lo mismo sucede con los equinoccios de primavera y otoño.
foto01Así pues, las estaciones no dependen de la cercanía o lejanía de la Tierra al Sol, sino de la posición de nuestro Planeta respecto a los rayos del Sol en su giro respecto a este. Por decirlo de alguna manera, lo que marca las estaciones no es que estemos más cerca o más lejos del Sol, sino que los rayos nos lleguen más perpendiculares o más oblicuos, o dicho de otra manera, más “rectos” o más “inclinados”. Así llegarían los rayos del Sol al Hemisferio Norte en diciembre y en Junio:
fich7_4

viernes, 28 de septiembre de 2012

El Triangulo de las Bermudas


El Triangulo de las Bermudas es un área geográfica ubicada en el Océano Atlántico entre las islas Bermudas, Puerto Rico y Florida estos tres puntos forman un triangulo casi perfectamente equilátero, famoso por las extrañas desapariciones que han ocurrido a lo largo del tiempo y las diferentes teorías que se pueden presentar. El área que ocupa este triangulo abarca aproximadamente 1.2 millones de km².

El vuelo 19

El vuelo 19 es uno de los casos más famosos de las desapariciones en el triangulo de las bermudas, 5 aviones en un vuelo de entrenamiento perdieron noción del rumbo y de su propia ubicación, ya que según se dice sus brújulas habían dejado de funcionar, los 5 aviones sobrevolaron largas horas sin saber su rumbo y luego de su última comunicación por radio nunca más se supo nada de ellos. Un avión de rescate salió en su búsqueda y desapareció 27 minutos después de haber sobrevolado ese sitio.

Se sabe que el clima era inestable y miembros en tierra de la operación cuentan que el piloto Taylor (líder) había perdido el sentido del espacio y que había entrado en un estado de desesperación.

"Si aterrizas en el agua con olas de 8 o 10 pies el avión se destruye, como contra un muro de ladrillo", "Lo que creo que sucedió es que aterrizó, se quebró y probablemente nadie pudo salir, si alguno lo hizo no debe haber durado mucho en la tormenta".

Otros mitos
·         La Atlántida Perdida
·         Túneles transdimensionales

El Clima

El clima en el triangulo de las Bermudas es inestable debido a la inmensa corriente que azota los mares provenientes de la corriente del Golfo de México, esta zona presenta fuertes vientos que alcanzan 110 km/h produciendo fuertes tornados, las fuertes lluvias y los huracanes tsunamis son algo normales en este clima, desarrollando fuertes tormentas eléctricas y climas que pueden cambiar de la calma total a un terrible huracán en medio del océano en muy poco tiempo.
El Gas Metano

El gas metano es encontrado en todas las aguas oceánicas, lo que algunos marineros describen como que el mar se abre en dos y se traga lo que encuentra.
Una embarcación petrolífera fue hundida tras haber roto una gran bolsa de gas metano, la embarcación se hundió en cuestión de minutos.
Un experimento científico demostró que es posible que el gas metano ascienda a la superficie del agua por las erupciones localizadas en ese sitio. Al ascender a la superficie es como un agujero negro absorbe todo lo que este a su alcance hasta el fondo del mar sin dejar rastro alguno.

Opinión de los expertos

Diversos estudios científicos confirman que el Triángulo de las Bermudas no es más que un mito creado por el hombre. Esa es por lo menos la conclusión a la que llegaron prominentes académicos —incluido un equipo de investigadores de la National Geographic— que estudiaron las supuestas desapariciones de barcos y aviones en el Atlántico Norte, entre las islas Bermudas, Puerto Rico y Fort Lauderdale (Florida-Estados Unidos).

Inclusive el famoso explorador submarino, Jacques Cousteau, no vacilaba en calificar de “leyenda prefabricada” al Triángulo de las Bermudas. “El tan comentado Triángulo de las Bermudas no es tal punto de desapariciones misteriosas —decía—, sino un simple montaje publicitario que radica en el interés de ciertas empresas editoriales por vender libros”.

El estadounidense, Lawrence Kusche, sostiene que la leyenda del Triángulo de las Bermudas es un misterio manufacturado, en su libro “El misterio del Triángulo de las Bermudas solucionado”, hace exhaustiva relación de casos citados usualmente como misteriosas desapariciones en la zona. Tras estudiar 33 incidentes registrados entre 1840 y 1973, llegó en 1975 a la conclusión de que la mayoría de los siniestros había sucedido en realidad fuera de la misteriosa zona. Para ello, el investigador analiza acudiendo a fuentes como los registros de Lloyd\’s, los informes de la Guardia Costera o los servicios meteorológicos de los Estados Unidos, las reseñas en la prensa de la época y las investigaciones oficiales, entre otros.
Incluso, en un caso memorable, Kusche pudo acudir al testimonio directo de una de las “víctimas” del Triángulo: el aventurero Bill Verity, a quien algunas fuentes daban por desaparecido en 1969 y que se sorprendió mucho cuando el propio Kusche se puso en contacto con él por teléfono para contárselo.
Como comprobó el investigador, la gran mayoría de los naufragios o desapariciones atribuidas al Triángulo fueron reales, aunque casi nunca misteriosas. Para empezar, siendo consistentes con la leyenda descartó un buen número de estas catástrofes, sencillamente porque ocurrieron fuera del Triángulo. En algún caso, incluso, ni siquiera en el mismo mar: el Freya, supuestamente desaparecido en el Triángulo de las Bermudas en 1902, navegaba en realidad por el Océano Pacífico, y el Bella, del que se dice que se desvaneció en el Triángulo en 1854, naufragó antes de abandonar el Atlántico Sur.

Sentido común: solo hay que buscar en la red las imágenes de las rutas marítimas y aéreas que por allí pasan, ¿cree usted que ante un inminente peligro esas grandes corporaciones arriesgarían su costosísima inversión?

jueves, 13 de septiembre de 2012

Diferencia entre medir la intensidad y la magnitud de un terremoto.


La intensidad de un terremoto no indica la energía que libera, sino simplemente expresa el grado de destrucción que ha alcanzado, al analizar las consecuencias sobre las personas y las construcciones. La magnitud de un terremoto, en cambio, es una medida física de la energía que libera y es, en consecuencia mensurable.

Las escalas más usadas para medir la intensidad son la de Richter y la de Mercalli, la primera representa la energía sísmica liberada en cada terremoto y se basa en el registro sismográfico. Es una escala que crece en forma semi logarítmica, de manera que cada punto de aumento puede  significar un aumento diez o más veces mayor de la magnitud de las ondas (vibración de la tierra), pero la energía liberada aumenta 32 veces. Una magnitud 4 no es el doble de 2, sino que 100 veces mayor, la segunda Creada en 1902 por el sismólogo italiano Giusseppe Mercalli, no se basa en los registros sismográficos sino en el efecto o daño producido en las estructuras y en la sensación percibida por la gente. Para establecer la Intensidad se recurre a la revisión de registros históricos, entrevistas a la gente, noticias de los diarios públicos y personales, etc. La Intensidad puede ser diferente en los diferentes sitios reportados para un mismo terremoto (la Magnitud Richter, en cambio, es una sola) y dependerá de:

a)La energía del terremoto,
b)La distancia de la falla donde se produjo el terremoto,
c)La forma como las ondas llegan al sitio en que se registra (oblícua, perpendicular, etc,)
d)Las características geológicas del material subyacente del sitio donde se registra la Intensidad y, lo más importante,
e)Cómo la población sintió o dejó registros del terremoto. 

Los grados no son equivalentes con la escala de Richter. Se expresa en números romanos y es proporcional, de modo que una Intensidad IV es el doble de II.

La magnitud de un sismo se mide en la escala sismológica de magnitud de momento, continuamente escuchamos y leemos “un terremoto de magnitud 7 en la escala de Ritcher”, esto no es posible pues la escala de Ritcher determina la magnitud de sismos de entre 2,0 y 6,9 grados y de 0 a 400 kilómetros de profundidad. Por lo que decir que un sismo fue superior a los 7,0 grados en la escala de Richter se considera incorrecto.

La escala sismológica de magnitud de momento está basada en la medición de la energía total que se libera en un terremoto. Fue introducida en 1979 por Thomas C. Hanks y Hiroo Kanamori como la sucesora de la escala de Richter, esta escala coincide hasta 6.9  con la escala de Richter y después continúa con los parámetros. La misma es exponencial y el grafico que ilustra el articulo indica como varia su magnitud de un grado a otro, nótese que las primeras escalas son tan pequeñas con relación a las posteriores que ni siquiera se ven en el grafico.

miércoles, 12 de septiembre de 2012

35 años viajando


Haciendo honor a su nombre ya la Voyager 1 se encuentra actualmente a casi 120 Unidades Astronómicas del Sol (una Unidad Astronómica equivale a la distancia entre la Tierra y el Sol, unos 150 millones de kilómetros). La nave fue lanzada como parte de la misión interestelar Voyager, junto con la sonda Voyager 2, hace justo ahora 35 años. 

Inicialmente, la misión de estas dos sondas era la exploración de Júpiter y Saturno, y después de diversos descubrimientos en estos planetas, el proyecto se prorrogó. La sonda Voyager 2 exploró además Urano y Neptuno, y posteriormente las dos continuaron su viaje para conocer mejor las fronteras del sistema solar.
Un estudio de la Universidad Johns Hopkins de Maryland (EEUU) concluye que la sonda espacial Voyager 1, lanzada el 5 de septiembre de 1977, no está tan cerca de la heliopausa (el límite donde desaparece el viento solar y comienza el medio interestelar) como consideraban los científicos. 

La Voyager 1 está ahora en la heliofunda –la región anterior a la heliopausa– donde el viento solar disminuye y se empiezan a manifestar los efectos del medio interestelar. En esta zona de transición es en la que se supone que el plasma solar se desvía de su trayectoria radial a otra meridional. 

Pero desde 2011, la sonda Voyager 1 se fue reorientando periódicamente para medir este flujo norte-sur, y los resultados muestran que no existe viento meridional significativo. Los nuevos datos indican que, al contrario de lo que se pensaba, la sonda no está a punto de cruzar la frontera del sistema solar. 

La investigación, dirigida por Robert Decker, sugiere que nuestro conocimiento de los límites del sistema solar debería ser reconsiderado, y apunta también que quizá sea necesaria una nueva formulación teórica de la interacción del viento solar con el medio interestelar.