Numero de visitas

Videos sobre el universo

Loading...

jueves, 8 de septiembre de 2011

BUZZ


He escuchado en innúmeras ocasiones que el viaje realizado por la misión Apolo 11  fue un montaje realizado al estilo de Hollywood, en este articulo no pretendo rebatir esto pues ya lo han hecho científicos de prestigio con los cuales no se me ocurriría compararme, aquí solo quisiera aclarar para los detractores del proyecto que no solo han sido tres (Neil A. Armstrong, Edwin E. Aldrin Jr. y Michael Collins) los astronautas que han esta en órbita o caminado en la luna.
Limitándonos sólo a los viajes tripulados, tenemos 1 a la órbita de la Luna y 6 a la superficie lunar. Lo que nos da un total de 21 hombres que han orbitado la Luna y de 12 que además de eso han pisado su superficie:

- Apolo 8, lanzado el 21 de Diciembre de 1968, fue el primer viaje humano en abandonar el campo gravitacional de la Tierra y orbitar la Luna viendo por primera vez su cara oculta.
-  Apolo 11, lanzado el 20 de Julio de 1969, fue la primera misión tripulada en alunizar el 20 de julio de 1969 al Sur de Mar de la Tranquilidad.

- Apolo 12, lanzado el 14 de Noviembre de 1969, fue la segunda misión que alunizó y lo hizo en el Oceanus Procellarum, muy cerca de donde estaba la sonda estadounidense Surveyor 3, posada en la Luna desde abril de 1967, y los astronautas trajeron algunas piezas de esta sonda de vuelta a la Tierra para su estudio, entre ellas la cámara fotográfica (para todos los que dicen que el hombre nunca estuvo en la Luna).

- Apolo 14, lanzado el 31 de Enero de 1971, alunizó en Fra Mauro. En esta misión se produjo la anécdota de que Alan Shepard batió el récord de distancia alcanzada por una bola de golf.

- Apolo 15, lanzado el 26 de Julio de 1971, alunizó a sólo un centenar de metros del punto teórico en la región de Hadley-Apeninos, en el Mare Imbrium. Fue la primera misión que empleó por primera vez un LRV (Vehículo Explorador Lunar o Lunar Roving Vehicle, fabricado por la compañía Boeing y la Delco Electronics de General Motors) que recorrió una distancia total de 27,9 kilómetros.

- Apolo 16, lanzado el 16 de Abril de 1972, alunizó en las Montañas Descartes. En esta misión se notó de forma muy acusada el desinterés del público mayoritario por los viajes a la Luna y en las televisiones empezó a considerarse la información de las misiones lunares como rutinario y de poco interés.

- Apolo 17, lanzado el 7 de Diciembre de 1972, alunizó en Taurus-Littrow. Fue la sexta y última misión de alunizaje.
Fueron 12 los hombres que llegaron a pisar la Luna:

- Apollo 11: Armstrong(1) y Aldrin(2) 
- Apollo 12: Conrad(3) y Bean(4)
- Apollo 13 fracaso
- Apollo 14: Shepard(5) y Mitchell(6) 
- Apollo 15: Scott(7) e Irwin(8) 
- Apollo 16: Young(9) y Duke(10)
- Apollo 17: Cernan(11) y Schmitt(12)

Para finalizar quiero señalar que Edwin E. Aldrin Jr.,piloto del LEM (El módulo lunar, que era un vehículo espacial de dos etapas diseñado para el alunizaje durante el programa Apolo 11) era apodado Buzz y en honor a este se nombro al famoso juguete de Toy Story

martes, 6 de septiembre de 2011

Las matemáticas ocultas en la naturaleza

En la naturaleza hay algunas coincidencias curiosas, por ejemplo, el número de semillas de una espiral de un girasol y los pétalos de muchas flores siguen el mismo patrón que la concha de un caracol o un Nautilus. Esta relación, aunque parezca mentira, no es casual, sino que responde a una serie de fórmulas matemáticas que aparecen una y otra vez en un gran número de seres vivos. Son los patrones.

Los más habituales son dos: el número áureo (o proporción áurea) y la serie de Fibonacci, que además están muy relacionados entre sí. En ambos casos, su desarrollo puede ser complicado de entender, pero podemos descubrirlos de manera natural. Para que lo entiendas, nadie calcula si la distancia entre la nariz y la barbilla es proporcional a la longitud total de la cara, pero si es así, consideramos a esa persona bella.

El número áureo es igual a 1.6180.............(un irracional)

Las espirales áureas se alejan del centro con esta proporción cada cuarto de vuelta; de este modo, también se disponen las hojas en las ramas, o las ramas en los troncos. No se trata de una coincidencia, sino que es la manera más efectiva de organizar las estructuras. Ese patrón permite, entre otras cosas, que las ramas crezcan sin hacerse sombra las unas a las otras.

El empaquetado en espiral de proporciones áureas aparece a su vez en las hojas de las alcachofas o en las estructuras de una piña. En ellas también encontramos la serie de Fibonacci: el número de hojas de una espiral de alcachofa siempre pertenece a este sistema; el de la espiral contraria, es el número anterior o superior de la serie.

Fibonacci creó su famosa serie al intentar descubrir cómo mejorar la cría de conejos. La secuencia relaciona el número de nacimientos que tienen lugar cada periodo de cría, comenzando con los números cero y uno, denominados generadores. A partir de ahí los siguientes números son la suma de los dos anteriores: 0, 1, 1, 2, 3, 5, 8...

El modelo no funcionó muy bien, pero mucho después se descubrió que servía perfectamente para calcular el número de ancestros de una abeja macho: El zángano nace de un huevo sin fecundar; tiene, por tanto una madre y ningún padre. Su madre, en cambio, sí tuvo dos padres, de tal manera que el original tiene dos abuelos y tres bisabuelos, dos de su abuela y uno de su abuelo, y así sucesivamente, completando la serie de Fibonacci.

Otra teoría, la de la geometría fractal, supera la rigidez de la escuela clásica o euclídea. La obra que supuso el despegue de esta teoría se titula"La Geometría Fractal de la Naturaleza". Desde su publicación en 1982, no han parado de encontrarse patrones fractales en la naturaleza, desde los valles de ríos hasta la anatomía de las plantas.

Una de sus características refleja la invariabilidad de su escala; es decir son iguales si los miramos de cerca o de lejos. El ejemplo clásico es el del helecho, donde función matemática que describe al individuo completo es la misma que describe sus hojas o partes más pequeñas. Esto permite, por ejemplo, que gracias a un programa informático muy sencillo podamos ver densos bosques de helechos en el cine. Esto tiene otras aplicaciones, como ayudar a generar mapas cuando se aplica la misma técnica a los paisajes.